Tierra seca

A las dos de la tarde, llueve en Arad.
En el supermercado, el comentario, “por fin la lluvia.”
Cuando salimos de allí, un cuarto de hora más tarde, hay sol.
Las nubes cargadas, que aún se ven, se alejan veloz, livianas, tan poco lastre llevan.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: