Tierra sobre tierra

Mientras, los políticos se acomodan.
Olmert declaró ayer que tanto Obama como McCain son buenos para Israel.
Y Ehud Barak, el ministro de defensa (el que ordenó el ataque de hoy), hizo chistes acerca del nombre que comparten con el presidente electo.
Llegó a decir, “qué envidia”, por el éxito de su semi-homónimo.

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: